¿Quién inventó el sonido?

Durante el siglo XIX hubo varios intentos de capturar el sonido o registrar las vibraciones del sonido. El francés Édouard-Léon Scott de Martinville lo consiguió con su fonoautógrafo, pero tuvo el problema de que la grabación no se podía reproducir más tarde.

Este primer invento conocido de un dispositivo capaz de registrar una vibración sonora, conocido como «fonautógrafo», fue patentado el 25 de marzo de 1857. Podía transcribir una vibración sonora en un medio visible, pero no tenía una manera de jugar más tarde. El aparato consistía en una bocina o barril que recogía las ondas hacia una membrana a la que estaba unida una cuerda. Cuando llegó la ola, vibró y se movió, y la vibración del sonido se pudo registrar en un medio visible. Inicialmente, el fonautografo grababa sobre un cristal ahumado. Una versión posterior utilizó un papel ahumado enrollado en un tambor o cilindro. Otra versión dibujó una línea que representaba la vibración del sonido en un rollo de papel. El fonoautógrafo fue considerado una curiosidad de laboratorio para el estudio de la acústica. Se utilizó para determinar la frecuencia de un tono musical y para estudiar el sonido y el habla. No se entendió hasta después del desarrollo del fonógrafo, ya que la onda registrada por el fonoautógrafo era en realidad una grabación de sonido que solo necesitaba un medio de reproducción adecuado para reproducirse.

De impresor a librero sin ver un franco

Scott de Martinville fue impresor. Un impresor en París a mediados del siglo XIX era un hombre por cuyas manos pasó gran parte del efervescente conocimiento científico de una era de cambio. Todavía existe una verdadera fascinación por la fotografía, incluso si los hermanos Lumière aún están por nacer. A Scott le llamó la atención la idea de que la luz dejara una marca en una pesada lámina de estaño recubierta con una mezcla de betún para zapatos de Judea y aceite de lavanda. ¿Se podría trasladar esa idea al sonido?

Autofonograma creado por Scott de Martinville FirstSound

Origen del fonógrafo

De hecho, el primero en inventar un sistema para grabar sonidos fue el norteamericano Origen francés Leon Scott de Martinville. En 1856 creó el fonoautógrafo. Este aparato constaba de una membrana que, al vibrar, transmitía sus vibraciones a una aguja trazadora ya un cilindro giratorio cubierto de negro de humo.

Con él se realizaron las primeras grabaciones gráficas de la voz humana. No permitía la reproducción mecánica del sonido, pero era bastante conocido y utilizado, por ejemplo, en laboratorios acústicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *